Entradas

Mostrando las entradas de septiembre 18, 2016

Hay noches con magia…

Imagen
Por Manuel Tiberio Bermúdez
La de anoche, en el XI Festival Mundial de Salsa, Cali 2016, fue una de esas que está hecha de sorpresas, de alegrías y cargadas de gran intensidad emocional. Esas noches que uno desea que no terminen.
Cuando sonó la música para empezar la semifinal de todas las categorías y modalidades seleccionadas, empezó la fiesta para el no olvido.
Los concursantes derrochan belleza que se queda en la retina como una foto inolvidable. Dan giros espectaculares que ponen el alma en vilo, por la destreza, por la fuerza, por las ganas de agradar y conquistar el éxito.

Saltos que quitan el aliento: Chicos y chicas que en un instante,  emprenden vuelo como hermosas mariposas humanas, y  da la impresión de que se van del escenario.
Baile, sentimiento, pasión, fuerza, emoción contenida entre el público, y adrenalina, mucha adrenalina, entre los concursantes buscando, en los pocos minutos que deben estar ante el público y ante el jurado, una calificación que los lleve a ese mundo …

El baile cubano, con más sabrosura

Imagen
Por Manuel Tiberio Bermúdez
El Festival Mundial de Salsa, Cali 2016, es también para propiciar intercambios, hacer nuevas amistades, compartir conocimientos.
Hay un grupo llegado de la patria de Martí, y es su primera vez en Colombia. Están maravillados de la calidad del Festival Mundial de Salsa que se realiza en Cali, gracias a la Administración Armitage y a la Secretaría de Cultura.
Olofi Azarian, es uno de los integrantes del grupo que llegó de la Isla a compartir sus conocimientos en danza y a tejer redes de amistad. Es graduado en la Escuela Nacional de Artes y bailaran del Folclórico de la misma escuela.
“Este es un Festival muy bueno, dice,  hoy impartimos la primera clase buscando enseñar como bailamos. No llama la atención de que hay personas de muchos países participando, cada cual con su estilo de bailar Salsa”.
Sobre la diferencia del bailado cubano y el caleño, Onofre dice: “Yo creo que los caleños cogieron esa salsa que nosotros  bailamos, ese Casino, como se llama, y lo …